Seis personajes en búsqueda de autor

Regresar a la Obra Pictórica

“Seis personajes en busca de autor, la vida o la pintas o la vives” Dedicado a Luigi Pirandelo

 

Polifemo

Polifemo. Técnica mixta sobre lienzo. 125 x 125x 5 cm

La obra hace referencia a la Odisea de Omero, poema épico que describe las etapas de su regreso a Itaca la isla de la cual es rey.

En el viaje, después de la caída de Troya, Odiseo, en una de sus aventuras, se ve obligado con sus hombres a escapar desde una cueva custodiada por el gigante Polifemo sentado en toda la entrada.

Para lograrlo, en la noche Odiseo ciega con un palo incandescente el único ojo de Polifemo y, con sus hombres escapa agarrandose por de bajo  de la barriga de unas ovejas de modo que Polifemo con sus manos en la mañana, mientras el rebano va saliendo de la cueva, solo siente bajo sus dedos la lana de los animales.

La imagen representa una instantánea del ojo de Polifemo, rojo por el asombro, el miedo, la sangre y la ira, el gigante ya no ve, todo su mundo va desapareciendo, el tiene que hacer algo, de hecho pedirá a su padre Eolo, dios de los vientos, que hunda las naves del desgraciado que lo relego a la obscuridad por toda la eternidad .

La obra es también alegoría del artista que, es un gigante por dentro sin darse cuenta, como Polifemo, tendría que tener un solo ojo para enfocarse en su trabajo sin distracciones.

El tronco incandescente representa la sociedad que, con su hipocresía, quiere cegar el artista con las tentaciones mundanas para que no siga su visión interna que puede representar una nueva solución para la humanidad.

Como Polifemo, el artista se para frente a la cueva que representa su propia realidad pretendiendo a veces impedir que el mundo la contamine, lo cual es imposible, y cada vez que la sociedad pasa por encima de su creencias ofreciendo modelos y valores que niegan el rol social de el mismo, el artista  invoca su creatividad que con su fuerza, como Eolo dios de los viento, tendrá que hundir las naves cargadas de dudas y miedos para que nunca lleguen al puerto escondido que es la frágil alma del mismo artista.

 

Crónica de una muerte anunciada

Crónica de una muerte anunciada. Técnica mixta sobre lienzo. 80 x 80 x 5 cm

La obra es un homenaje al romanzo homónimo de Gabriel García Márquez, Nobel Colombiano de literatura y exponente principal del realismo mágico.

El romanzo plantea el tema de la pre destinación del ser humano: a veces el mismo protagonista desconoce como acabara su historia mientra lo demás, espectadores desde el exterior logran identificar con facilidad lo que esta ocurriendo por el simple hecho que no se trata de su vida paradójicamente nunca sabe hacer buen uso de la informaron que en la mayoría de los casos  omiten dejando el protagonista naufragar hacia su destino.

La obra describe la hipocresía de un pueblo representado a través del gran ojo que mira y no ve. En el centro se encuentra la mano sangrienta que acaba de infligir la cuchillada. El desafortunado protagonista probablemente se encuentra sin vida en el piso, Un aspírale marca el vértigo de emociones que proyecta el espectador al interior de la obra literaria.

Sin embargo la artista también plantea la similitud con la presencia de una  voz interior que siempre hay que escuchar, en su caso es la misma que, desde su adolescencia, le indica que su destino no es ser empresaria y que su futuro será un compromiso completo  con el arte, con si misma y con la sociedad que a través de su obra  podrá encontrar  respuestas indispensables para seguir adelante.

 

 

2:00 am: Muy adentro de mi, la insoportable levedad del ser

2:00 am: Muy adentro de mi, la insoportable levedad del ser. Técnica mixta en resina sobre madera. 80 x 80 x 5 cm

Es una obra autobiográfica, que analiza el momento en el cual la artista entra en una profunda crisis existencial que la obliga a buscar muy adentro de si cual será su futuro: dedicarse a hacer empresa como es tradición familiar o romper los esquemas y enfocarse alma y cuerpo a su obra.

La respuesta la obtiene a la 2.00 AM. en  un Enero del 2006, tras un incontrolable insomnio busca un libro en la biblioteca de su padre y se encuentra con la inmortal obra de Milán kundera: la insoportable levedad del ser, desde entonces el texto literario se transforma en un motivador y a nivel subconsciente siempre se encontrara en toda la obra futura de la artista.

La obra describe una cueva, seguramente una mina abandonada, todavía su bóvedas resisten a la inclemencia del tiempo, el espectador es invitado a recorrerla hasta el final para encontrarse inesperadamente con el alma de la artista. Una luz en el fondo del túnel indica la energía creadora que hay que buscar en el interior desde allí salen las motivaciones las fuerzas y la creatividad necesarias para sobrevivir en un mundo en rápido deterioro.

 

 

No te dejes engañar por lo exterior, adentro soy un conejo

No te dejes engañar por lo exterior, adentro soy un conejo (dedicada Joseph Beyus). Técnica mixta en resina sobre madera. 140 x 140 x 5 cm. 2010

La obra representa un homenaje a Joseph Beyus, padre de la performance como forma de arte que, en el los años sesenta, profetiza el rol de los artistas de su generación decretando que: el arte somos nosotros. Esta afirmación, después de la segunda guerra mundial, ratifica también el fundamental papel del artista en la reconstrucción del tejido social después de la devastación proponiendo una visión clásica de las artes que, como en la antigua Grecia, perneaban todas las actividades del ser humano provocando una catarsis regenerativa.

También alegoriza la figura narcisista del artista como dios creador, en referencia a la mitología griega en la cual los mismos seres humanos crean los dioses a su imagen y semejanza.

La obra finalmente se transforma en autobiográfica analizando las dos realidades que vive la artista: una exterior, fuerte, decidida, segura, alegre y dura a la vez, imagen formada en anos difíciles definidos por su trabajo como directora de mercadeo y ventas, guiando sin excusas un numeroso equipo de colaboradores para lograr meta cada día mas ambiciosas, a la vez su dura realidad de madre soltera, creciendo una niña y contestando a sus numerosas preguntas sobre las incongruencias de la vida.

Esta corteza exterior es la que hay que superar y la artista nos da una pista en la obra en donde, aproximándonos al centro de la composición y penetrando el vértigo luminoso que nos lleva hacia dentro nos encontramos con su alma, un conejito asustado que representa su naturaleza de artista asombrada y aniquilada por la irreversibilidad de la sociedad en su ciega carrera autodestructiva, inconscientes de las señales que el arte le transmite y que podrían revertir el proceso suicida.

 

 

Ojo

Ojo. Técnica mixta sobre lienzo. 2010

 

Regresar a la Obra Pictórica

Una respuesta a Seis personajes en búsqueda de autor

  1. bancolombia dijo:

    No podia dejar tu sitio web sin antes dejarte saber que me encanta mucho la aclaracion en ella.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *


4 − tres =